sábado, 23 de julio de 2011

After all this time? ..Always.

Primeramente, decir que hicieron bien en montar el matarón de las dos últimas películas para el día 14, un día antes del estreno.
Seguramente ya sabréis de que estoy hablando, ¿verdad? Si no es así, ya os lo vuelvo a decir: mi infancia ha tenido un desenlace con esta última película de Harry Potter. A mi parecer, le faltó mucho y le sobró otro poco. Inventaron cosas innecesarias y se dejaron otras muy iportantes (cómo la historia de Ariana por dar un ejemplo, aparte de obviar rotundamente a mi Peeves, la revolución de los elfos domésticos, etc.)
Cómo película peude estar bien, cómo adaptación sicneramente me parece pésima.
Si queréis saber un poquito más de mi opinión aquí os dejo un link de la Fonoteca de Cadena Ser en la que he asistido para defender los libros ante las películas. Click aquí!
De todas maneras, os animo tanto a lso fans cómo a los curiosos a ir a verla, a los fans os hablo desde la comprensión del fandom y os digo que no tenais grandiosas expectativas y simplemente lo disfrutéis por lo que han sido siempre, nuestras películas de Nuestra saga de libros.

Nunca se me ha dado bien asimilar los finales.
Sobretodo cuando éstos llegan después de más de diez años que parecía que nunca iban a acabar.

Recuerdo la primera vez que abrí uno de éstos libros, fue el cuarto, y no entendía nada. Entonces obviamente me compré los tres primeros y desde entonces ya me gustaron. Luego vino la primera película, con toda ésa magia (claro, nunca mejor dicho). Más tarde vino la cámara de los secretos. El crecer con ellos. El asustarme junto a ellos en la Casa de los Gritos, cuando todos descubrimos que Sirius era inocente y la impotencia que sentimos cuando Peter se escapó. Sentir la branquialga dentro tuyo. Reír con los gemelos y Peeves. Cogerle asco a Percy. Las chuches de Hogsmeade. Confiar en Ojoloco y que no fuera quién debía ser. El miedo del principio del 4º. Entrar en el Ministerio, pertenecer a la Orden, odiar a James y adorar a Remus, la cortina que se lo llevó, descubrir tantos pasados, decepciones, alegrías. Sentir ése miedo de ver a Albus llorando. "Severus, porfavor". Llorar con todas las muertes de ése año. Fred. Lupin. Tonks. Hedwig. Mortífagos. El cementerio del final del Torneo. El Bosque Prohibido. Artilugios Weasley. La Madriguera. El Callejón Knockturn. El armario evanescente. Dobby. Winky. Tom. Los Lovegood. Peverell. El calentito que se siente al tomar chocolate tras estar cerca de dementores. Cerveza de mantequillo. Zumo de calabaza. El Gran Comedor. La nieve seca. Red Flu. Las salas comunes. Los fantasmas. Malfoy Manor. Felix Felicis. Torneos de Quidditch. Bill Weasley. Cuidado de Criaturas Mágicas. Expecto Patronum. Cabeza de Puerco. Oesed. Travesura Realizada. La familia de pelirrojos. Poción Multijugos. Lily y Severus. El uniforme de cada casa. Las Reliquias de la Muerte. Potter pipí en el bote. Orejas extensibles. Sala de los Menesteres. Privet Drive. Lechucería. Gaunt. Callejón Diagon. Regulus. 9 y tres cuartos. La varita escoje a su dueño. La profecía. El Caldero Chorreante. Merodeadores. Fang. Buckbeack. Errol. Crockshanks. Neville. Seamus. Dean. Patil. Grageas Bertie Bott de todos los sabores. Dragones libres. Gringotts. La calidez de la magia. Cromos, agendas electrónicas, El Diccionario del Mago, Beedle el Bardo, Ranas de chocolate...

Y por cada uno de los siete, tengo un saco lleno de recuerdos. Años enteros colmados de una magia y amistad que sólo ellos me dieron. Que el final de una película te haga recordar la primera vez que tocaste uno de ellos, y escuches cómo se cierra una puerta en tu interior, es algo que sólo se consigue sintiendo, creyendo y sobretodo, sabiendo que ése mundo existe, y que no eres muggle, es simplemente que la carta la llevaba Errol.

El 15 de Julio no fue el punto final de la última película, la historia de un mundo mágico, es sólo un puntito para que cada uno siga la historia a su manera. Por que, pequeños lemmings, este es el ejemplo de cómo algo nunca acaba si realmente lo llevas en el corazón y has crecido con ello toda tu vida, forma parte de ti y hasta el día que mueras estará a tu lado.

Gracias por todos éstos años de felicidad, risas, llantos, emociones, varitas rotas, coches voladores, chucherías que huyen de ti, sombreros seleccionadores.. Gracias por una infancia llena de magia.

Travesura Realizada!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada